#Necesidades #coca #cola

Diferenciar entre deseos y necesidades es importante para nuestra salud física y mental. No es lo mismo necesitar agua para hidratar el cuerpo, no podríamos existir sin este líquido tan preciado y a veces escaso, que desear una cerveza o una coca cola.

Esta mañana, en el metro, hora punta, dándonos calor unos a otros, apoyando nuestros cuerpos serranos en la espalda de cualquier viajero, me he fijado en un pequeño aferrado a su padre que le hablaba en un idioma inteligible sólo para él. Esta escena tan hermosa, tan tierna, me ha creado una necesidad, no un deseo como la coca cola.

Desde hoy admito entre sollozos porque una es de natural llorona, la necesidad de recibir abrazos continuos, incluso cargantes de cualquier niño y escucharle decir con su lengua de trapo: “te quiero mamá”, a todas horas y en todo momento. Da igual que esté trabajando, bajando a la perra o friendo patatas, lo necesito en cualquier instante del día.

Como es complicado que esto ocurra buscaré, sin más dilación,  niños actores para cubrir tal necesidad y a vosotr@s, querid@s lector@s os invito a hacer lo mismo.

Dejad la coca cola, engorda y no hace caso al Supremo, preguntad en la planta de Fuenlabrada por las dudas.

Feliz viernes!!!

abrazo

 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s